lunes, 30 de mayo de 2011

la terraza


Una de las cosas que tenía pendiente era adecentar la terraza para recibir al buen tiempo con largas sobremesas, con meriendas y cenas al arrullo de la brisa frente a los árboles del zoo. Pero Mr. Pereza seguía rondando la casa haciéndome dejarlo todo para más tarde. Las macetas merecían ser podadas, había que barrer y limpiar la mesa y las sillas, aspirar el polvo, recoger las hojas secas y colocar cada cosa en su sitio después de haber pasado el invierno refugiados de la lluvia, pero nunca era la ocasión. 

No hasta hoy, que quiero recibir al buen tiempo contigo y con batido de helado de chocolate y plátano y galletas y proyectos de cines de verano. Entonces me hago con toda mi energía y barro, aspiro, podo, riego, lleno cubos de agua, limpio y adecento. En media hora lo he hecho todo y me siento estúpida por haberlo dejado durante tanto tiempo cuando el esfuerzo era mínimo. Con el pelo recogido y la satisfacción de un trabajo bien hecho, me apoyo en la pared mirando las macetas, las flores que han sobrevivido tanto tiempo y que brillan bajo esta luz. Miro los árboles ondear y el silencio de la tarde. No me hago ninguna pregunta. Sólo contemplo. 

Es algo nuevo que estoy aprendiendo a hacer: contemplar. Contemplar el mundo, contemplar el tiempo, el lunar junto a tu ojo, mis uñas largas, la trayectoria de mis dedos y los pájaros, el rincón que me pertenece, a ti. Contemplar sin juzgarvalorarpreguntarcomparardecidirasumirdistinguiraceptar. Sin buscar mi rincón en el mundo más allá de ahora, de ya. Con la máquina quieta. 

Los monos del zoo nos están mirando, piensan que somos seres humanos. 

6 comentarios:

soylauraO dijo...

El texto deja un aire de paz.
http://enfugayremolino.blogspot.com/

Tiago Braga dijo...

Mui bonita :D
hope you can visit me http://tiagophotografy.blogspot.com/

cuadernodebitacora dijo...

SUERTUDA!!!

La sonrisa de Hiperión dijo...

Y para colmo los monos, también nos echaran golosinas, y cigarrillos para vernos fumar...

Saludos y un abrazo.
Buen domingo.

pivalma dijo...

Y tienen razón, lo somos...

Tener un sitio en el mundo.

Me gusta tu terraza.

Saludos

:-)

Juan dijo...

contemplar.